Historias Inspiradoras: Deporte para el desarrollo

🤝Con el apoyo de @Acnur

Isabela Victoria Campos,16 Años.
Venezolana
Campeones Comunitarios Quito

👥“FUDELA, es la familia que siempre quise”

Tengo autismo, por ello se me dificulta el socializar con las personas, lo toman como que soy callada.
👣La llegada a Ecuador, como todo comienzo, es difícil, el mío no es distinto, ya que pasamos con mi madre dificultades económica y existieron días donde nadie nos quería por nuestra nacionalidad, días donde me enfermaba.
📍Un cambio que se dio en mi vida y doy muchas gracias es el haber conocido a FUDELA, el apoyo que nos brindaron fue la esperanza que necesitábamos. FUDELA es el lugar donde me aceptaron tal y como soy, nunca vieron un problema en mi, todos son amables, he hecho amigos, muchos más de lo que imaginaba, me incluyen en cada actividad, la que más me gusta es dibujo. 🎨
📚El dibujar me gusta mucho, persevero en eso porque estoy actualizando las técnicas de ilustración y FUDELA impulsa a que cumpla mis sueños y objetivos.🔺
🙌No sé que sería de mi madre y de mí si FUDELA no hubiese aparecido en nuestras vidas.

Con el apoyo de @ITTFFoundation 🏓

👥Familia Cepeda
Refugiados de Colombia, actualmente radicados en Ibarra, Ecuador

«Nos gustaría construir una vida en un país donde la tranquilidad sea parte de todos los días y no de unos pocos.”

👣Salimos de nuestro país huyendo de la violencia, en busca de un mejor futuro y sobre todo una vida llena de paz.

Nuestra experiencia en venir al Ecuador no ha sido nada fácil, ya que dejamos familia y amigos. Llegamos a Ecuador marzo justo antes de que la pandemia iniciara, sin empleo y sin posibilidades de salir de casa por las normas de seguridad sanitaria. Las necesidades van aumentando y hasta ahora no hemos podido solventarlas del todo por la crisis que ha desencadenado el COVID-19, que nos ha puesto en una situación realmente complicada.

🙌Gracias a FUDELA, hemos podido recibir comida, gracias a los kits de ayuda humanitaria que nos han permitido sobrevivir y además, nos han brindado un kit deportivo que sirve para que todos, especialmente los más pequeños, puedan pasar un momento en familia practicando el tenis de mesa y aprendiendo valores. Esto es de gran ayuda para mantenernos activos y con optimismo.

Nosotros soñamos con tener una vida tranquila y salir adelante mediante el trabajo, solo somos una familia más con una historia como muchas otras de aquellos que tan solo buscan días con un rayo de esperanza.

Beneficiario, 14 años
Campeones Comunitarios-Esmeraldas

Salí de mi país con mi familia, sin embargo, lo más difícil de dejar mi nación fue emprender el viaje en medio de la oscuridad de la madrugada .
Dejamos todo en busca de una vida mejor, más tranquila y próspera. Extraño a mis amigos y seres queridos, ya que no es nada fácil estar en un país en el que no conoces a nadie y en el que tienes que empezar de cero.

El deporte me llevó a conocer a FUDELA, ya que mi sueño es ser un gran deportista y poder apoyar a mi familia, a la que tanto amo y a la que me hace muy feliz cada día de mi vida. Es por eso que agradezco a FUDELA, por darme herramientas que han servido para no perder el enfoque y concentrarme en ser una mejor persona, ya que desde que los conocí he aprendido a respetar y que me respeten, a valorar a los demás y que me valoren, a trabajar en equipo y compartir momentos únicos.

Santiago Jiménez, 14 años
Colombiano

Campeones Comunitarios, Quito, 

«FUDELA me ayudó a tener mejor actitud para enfrentar la Pandemia”
Santiago Jiménez, es un joven colombiano que reside en la ciudad de Quito y que forma parte del proceso Campeones Comunitarios. Santiago, al igual que muchos otros adolescentes ha tenido que sobrellevar esta la crisis sanitaria en medio del aislamiento, lo que ha provocado que tenga que alejarse de la actividad que más le gusta hacer y que hoy por hoy extraña: el fútbol. Santiago confiesa que gracias a las actividades de FUDELA PLAY ahora mantiene una mejor actitud, ya que le brinda actividades que puede realizar en compañía de su familia, como el dibujo, baile y fútbol, seguro y activo desde casa.
Además, reconoce que el trabajo de su facilitador ha sido fundamental y es que gracias a las plataformas digitales como zoom, se mantienen en constante comunicación, con él y con sus demás compañeros.

Yussef Abdallah, 14 años

Venezolano 

Campeones Comunitarios- Quito

En todo lo que he vivido el camino se ha encargado de llenarme de fortaleza. Todo inició a mis 9 años cuando perdí a mi padre y mi hermano en un accidente de tránsito; desde ese instante todo se tornó difícil, triste y duro para continuar con ánimo y con felicidad.
Somos 6 hermanos, solo varones, cada uno llevó está pérdida de una manera diferente. Por distintos motivos decidimos venir a Ecuador hace 1 año, junto con mi madre, ella es la fuerza de cada uno de nosotros ya que siempre nos inculca el perseguir nuestros sueños, levantar la cabeza e ir por lo que deseamos. Uno de esos sueños es el jugar fútbol, gracias a su apoyo y al que FUDELA me brinda cada día con sus valores, liderazgo soy más seguro de mí mismo, por ello estoy aquí aprendiendo y disfrutando con el fútbol uno de los sueños que tengo.

Jeffrey Marcano,16 años
Venezolano
Campeones Comunitarios, Quito
Los comienzos son difíciles, más cuando inicias desde abajo, pasar hambre, frío, el pensar junto a mi familia esta situación para buscar una mejor vida ha sido la prueba más fuerte que pasamos. Dormir en la calle, no saber qué comer o si nos alcanzaría el dinero para mantenernos nos fortaleció. Por esta situación y muchas más no creía en los sueños, no confiaba en seguir lo que uno quisiera que se haga realidad, porque no se visualizaban oportunidades; esto cambió cuando ingresé en el proceso de FUDELA de Campeones Comunitarios, me empujaron e incentivaron a creer y ver que sí es posible vivir de los sueños que tenemos y FUDELA creyó y cree en mí para cumplir ese objetivo de vida, estoy participando en los procesos que tienen y me enseñaron el respeto, el trabajo en equipo, son valores que me ayuda a crecer como persona y como sé que como profesional también, me ayudan a creer en mí y en mis sueños.

Yessica Cambero, 32 años

Venezolana
Colaboradora FUDELA.

«Migración, el capítulo más fuerte de mi vida»
Mi nombre es Yessica Cambero soy una joven profesional Venezolana que decidió salir de su país por la situación socio económica. La migración es un viaje muy duro y no me refiero al agotamiento físico, lo más cansado es el viaje interno que uno vive por dejar todo aquello que te hace feliz, lo que te da seguridad, dejas tu profesión, tu familia y amigos.
Sin embargo, gracias a FUDELA he tenido la oportunidad de conocer personas maravillosas que me han abierto nuevas oportunidades para trabajar a favor de las personas que como yo, que llegan sin tener nada. He podido compartir con niños, niñas y adolescentes, casi a diario observando cómo a través del deporte para el desarrollo impactamos vidas en las diferentes zonas que trabajamos.

Dani Castillo, 11 años

Colombiano
Campeones Comunitarios-Lago Agrio

Dani Castillo, es un niño colombiano de 11 años de edad que llego a Ecuador hace 3 años, hacer amigos en la escuela en Lago Agrio fue un proceso muy duro, pero gracias al deporte para el desarrollo de campeones comunitarios cuenta con nuevos amigos que el soccer le dio, actualmente está participando en el campeonato «Goles Inclusivos» un torneo que fomenta la inclusión de niños y niñas de diferentes nacionalidades, aprendiendo valores necesarios para un buen accionar en su diario vivir.

Porque un balón transforma vidas con el apoyo de ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados

Diuberth Rengel,13 años 

Venezolano
Campeones Comunitarios, Alluriquín.

Extrañar a la familia que dejamos por buscar más oportunidades es lo más difícil que he pasado, quisiera que las cosas sean distintas, que mi país cambie, mejore y poder vivir nuevamente con la familia que deje. Mirar atrás hace que me siente deprimido, extrañe y anhele volver a verlos con más fuerzas y ganas.
Vivo en Ecuador con mi mami, mi papi, mis hermanos. El día que nos buscaron para invitarnos a formar parte de FUDELA mis hermanos y yo decidimos ir para saber de qué se trataba, nos dimos cuenta que íbamos a aprender cosas nuevas y que tendíamos un apoyo más. Además de esto, jugamos y desarrollamos valores como el respeto, el trabajo en equipo, la responsabilidad y puntualidad. Lo más importante es que tengo es una nueva familia que se llama FUDELA.